lunes, 5 de septiembre de 2011

Sombras

Sociedad

Ese obedecer
sonámbulo
de la muchedumbre
es el paisaje inhóspito
de los tiempos
que corren.
Jamás
seré cómplice
de acciones
prefabricadas.
Critico
la insensibilidad
de las normas
por mala costumbre.
Pese a no sentir
la luz
de los elegidos.
Prefiero
el liderazgo
de las sombras
a los escombros
que caminan
hacia el exilio.


11 comentarios:

Cris Gª. Barreto dijo...

Mis queridos amigos:

"La sociedad no puede en justicia prohibir el ejercicio honrado de sus facultades a la mitad del género humano"
Concepción Arenal.

Podría añadir muchas cosas pero lo dejo en este punto de reflexión.

Besos con todo mi afecto,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimados todos:

Atenderé mi espacio. Os atenderé debidamente. Solo necesito finiquitar un libro porque voy a contrarreloj.

Recibid toda mi gratitud e incanculable estima.

Cris.

Marisa dijo...

Mi querida Cristina
tu ya eres líder
en la creación de magníficos versos.
Criticar la insensibilidad
de las normas
creo que es una buena costumbre.

Besos

LLOURENZO dijo...

Gostei de passar por aqui:))

La Solateras dijo...

Un poema magnífico e inteligente, Cris. Lo suscribo de principio a fin.

Un abrazo. Nos vemos pronto.

María Jesús dijo...

Otro gran poema, Cris, que además se le puede dar diferentes interpretaciones.
La primera, la falta de libertad que tenemos como indivíduos y como personas, sometidos en general a la disciplina del rebaño, cargados de prejuicios que nos presionan y conducen en todas las direcciones, e incapaces de salirnos del grupo establecido, por desconocimiento, o por cobardía.
Y como todo tiene una parte positiva, en este caso será posiblemente, que la individualidad no hubiera permitido al hombre como especie, el haber llegado hasta aquí. Hemos necesitado poseer lo que llaman, "instinto de rebaño" que para mi, solo es un aspecto de la socialización.
¿Y cómo se ha hecho? A consta de sacrificar a la mitad de la Humanidad, de supeditar la mujer al hombre.
Y volvemos a lo positivo de nuevo, y es que sin hijos, tampoco hubiéramos sobrevivido como especie.
Lo injusto, es que se confunde fuerza física, con capacidades de todo tipo, incluída la intelectual. Así se ha perdido prácticamente, la mitad de la dotación intelectual que posiblemente, también nos hubiera conducido a un mayor avance y desarrollo.

Enhorabuena de nuevo, por este gran poema en el que sintetizas una gran reflexión o discusión de horas.
Es envidiable tu capacidad para tratar diferentes temas y salirte de la rutina.

Recibe muchos besos de M Jesús

Mila Aumente dijo...

Querida Cris, un poema muy bueno que invita a la reflexión.

Un besito.

La Zarzamora dijo...

Esta sociedad nos exilia hacia las sombras de futuros inciertos.
Y jamás hemos de ser cómplices de esos viejos dogmas ni de sus liderazgos, no.
Besos, Cris.

Me alegra saberte de vuelta.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mil gracias a todos por vuestros valiosísimos comentarios.

Recibid un beso de todo corazón.

Cris.

Alberto Mario Carlos dijo...

Que hermoso poema. Un canto a la libertad.

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimado Alberto:

Gracias por tu comentario y bienvenido a este espacio, tu casa. Verás estoy hecha un lío. Por favor, podrías aclarar cual es tu blog.
Gracias.

Abrazos,
Cris.