jueves, 10 de enero de 2008

Tiene Miguel

Tiene Miguel unos vientos
que le llevan y le arrastran.
Vientos de cárceles negras
como los toros de raza.
Soplan primero en Madrid.
Luego en Palencia y Ocaña.
Pero el que lleva la muerte,
en Alicante le alcanza.
Adiós Ramón, compañero.
Manuel Ramón, no te vayas.
Josefina,
dile al niño
que la cebolla le canta.
Tiene Miguel unos hijos
de piedra recién labrada.
Todo es más aire y más piedra,
y un rayo que nunca para.
El ganado le saluda.
Los ruiseñores le cantan
cuando en Rosal le detienen
con el fusil a la espalda.
Adiós Vicente, poeta.
Adiós Neruda, cigarra.
Josefina,
dile al niño
que la cebolla es escarcha.
Tiene Miguel una oveja.
Tiene Miguel unas nanas,
de miradas blanquecinas
y voces ensangrentadas.
Que se nos mueren los versos.
Que nos recortan las alas.
Que la luna saca el pecho,
pero nadie se lo traga.
Adiós Miguel, de Orihuela.
Adiós Miguel, camarada.
Josefina,
dile al niño
que su padre ya está en marcha.

Autor: Luis R. Suárez
Miembro de la Tertulia: Versos Pintados del Café Gijón.