jueves, 24 de junio de 2010

Incomunicación

He cambiado mis teléfonos
no tienen número
solo responden a los amigos
desde la centralita de mi corazón

También cambié el ordenador
no existe anti-espía
que derrote los virus
de tus mensajes

Pese a todo
he abierto una cuenta para ti
Toma nota:
déjamevivir@olvido.com

No envíes señales de humo
desde las atalayas
que no soy india y ya no me engañas
Remember:
déjamevivir@olvido.com



Madrid, 24 de junio de 2010
cristina garcía barreto

19 comentarios:

El Éxodo dijo...

La incomunicación, el cáncer de estos que llamamos "nuestros" tiempos, a pesar de que hace mucho nos fueron arrebatados. Siempre es bueno otorgar otra oportunidad a la palabra.

Abrazos.

Anónimo dijo...

Querida Cris:

Déjamevivir@olvido.com. Qué bueno. Supongo que se te saturó la papelera de tanto acoso y decidiste abrir una cuenta para que los mensajes sean recepcionados por "..."

Vaya cambio de registros.
Qué sorpresa leerte.
No te dejé comentario en el anterior poema porque cuando iba a hacerlo vi este nuevo y no voy tan rápida.

Te arropo con mi amistad y te admiro con toda mi alma.

Elisa.

Anónimo dijo...

Estimada Cristina:


Me responde en su anterior entrada que tiene tantos años como ha vivido y más. Y yo la creo.

Este texto moderno en palabras, sigue encajando pese mi percepción un tanto desfasada de la tecnología pero no de los significados.

Supongo que esa nueva vía de acceso a su ordenador conduce al vacío. De lo contrario, no habría cambiado sus teléfonos.

Me complace leerle Cristina.

Le felicito este poema conlleva una metáfora plausible con la cual yo me identifico.

J.R.

Anónimo dijo...

Hola Cris:

Me encanta este poema.
Tras la aparente sencillez del lenguaje, yo veo, un no puedo más.

Haces bien en redireccionar los virus a otra cuenta inexistente.

Siempre sorprendiendo, Cris. Y muy gratamente, por supuesto.

Mil besos.

Javier.

Anónimo dijo...

Querida Cris:

Tu poema es muy original. Me sorprenden tus desmarques, tu sabiduría.

Las atalayas, esas cumbres de vigilancia desde donde los indios enviaban señales de humo para que puediesen ser vistas.

Parece muy sencillo pero nada de lo que escribes lo es. Tienes un manatial de cultura y riqueza que te hacen única.

Me recreo, me lleno de tus palabras.

Y me has dado una idea fantástica, creo que también habriré una cuenta de correo que no ataque de virus a mis sentimientos, esos que se hacen indeseables.

Enhorabuena por tu genialidad.

Mis mejores deseos están contigo.

Maite.

Anónimo dijo...

Buenos días Cristina:

Originalidad, calidad, cultura, precisión y buen lenguaje.

Cuando me recorro su blog veo tantas apreciaciones distintas en sus textos, que me resulta imposible catalogar su escritura.
Creo que habrá que añadir una nueva palabra al diccionario.

Le felicito.

Ángel G.

Paloma Corrales dijo...

Directo, diáfano e impactante diría que hasta espontáneo.

Que nadie te impida vivir, crecer y ser, mi querida amiga, tú vales mucho.

Beso enorme.

Ps. me encanta tu forma de sorprender y no encasillarte ;-)

MiLaGroS dijo...

Genial Cris . Me parece duro pero a la vez me hace sonreir. Eres genial. Muchos besos

Anónimo dijo...

Hola Cristina

Este poema, que me encanta por su originalidad, como todos los tuyos, parece un mensaje en clave, de una forma muy sutil.

Para comunicarnos, solo hacen falta los sentimientos si son sinceros.
Pero los hay reincidentes en la voluntad de engañar y se valen, de mil artimañas diferentes.
Ante eso, lo mejor es la ignorancia voluntaria.

Todos tus poemas tienen un fondo o contenido importante, siempre hay que releerlos. No se quedan simplemente en las formas. Esa cualidad, es un atractivo para tus lectores, entre los que me cuento.

Recibe un abrazo María Jesús

Cris Gª. Barreto dijo...

Querido El Exódo:

Sí, efectivamente, sé a qué tipo de incomunicación te refieres. Actualmente hasta las familias se felicitan por sms. Ya casi ni utilizan el teléfono. Es terrible.
Pero a la incomunicación que yo me refiero es a otra que se hace absolutamente necesaria. Hablo del acoso permanente de una persona que te invade la bandeja de correos insultantes, hirientes. Como ves aquí sí se hace del todo necesario cortar, porque de lo contrario, todos nos volveríamos locos.

Gracias sinceras por tu comentario.

Te envío un beso con todo mi afecto,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Elisa:

Sí, por ahí van los tiros. Has dado en la diana.
Me encanta tu comentario y, sobre todo, tenerte como amiga, eso es lo primordial.

Besos eternos,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimado J.R.:

Bueno ya sabe mi edad, yo tan sólo sus siglas. Pero tiene usted pleno derecho y libertad para identificarse como mejor lo crea, máxime cuando es sumamente respetuoso con mi espacio.

Celebro que pese a los términos "moderno" de mis palabras, exista comunicación entre usted y las mismas.

Gracias sinceras por dejarme este comentario, el cual me honra.

Un cordial saludo.
Cristina

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Javi:

Buen entendimiento con mis letras.
Celebro sorprenderte, mira que no es fácil después de leerme desde siempre.

Gracias amigo por estar.

Recibe un beso con mucho afecto,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Maite:

Te percatas hasta del significado de las atalayas en mi texto. Qué inteligente eres.

Cómo me agrada que me dejes comentarios, espero no defraudarte.

Tú si que eres genial amiga.

Mil besos con toda mi estima,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimado Angel G.:

Qué comentario tan magnífico. No creo merecerlo.

Sé que es difícil encajarme en un estilo literario concreto. Dejémoslo en escritora. Pero si se le ocurre una palabra mejor e inventada exclusivamente para mi...Pues qué privilegio.

Mil gracias por su entrada.

Un abrazo.
Cristina.

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Paloma:

Tú nombre te describe como una paloma nívea, símbolo de la paz y también mensajera de lindas palabras.

Sí. Debo confesar que escribí el texto de forma espontánea. Como todos. Mis únicos partos lentos han sido los biológicos.

De eso se trata Paloma de vivir y dejar vivir, en este caso, de que te dejen vivir en paz sin sobresaltos constantes.

Gracias por somarte a mi espacio, sabes lo mucho que me aporta.

Mil besos poetaza.
Sinceramente,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Milagros:

¡Qué alegria verte!
Mira que siempre estoy con el que me tengo que pasar por tu blog y luego me acuesto cansada, en fin, sabes que te visitaré pronto.

Bueno me alegro haberte sacado una sonrisa gentil con este texto. No es para menos, o lloras o ríes, mejor reír siempre.

Mil gracias por tu comentario.
Tú si que eres Genial.

Besos cálidos,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi querida María Jesús:

Tú siempre tan sabia. Ante ti no puedo disfrazar los significados de mis signos. Has absorbido la esencia del texto hasta sus entrañas.

Es todo un enorme privilegio que me leas, sabes que contribuyes de forma profunda a que este blog sea digno de su nomenclatura.

Innovar, en mi opinión, es bueno, dentro de las barreras que limitan lo aceptable y correcto.

Recibe mi agradecimiento por seguir mis letras.

Un sincero abrazo para ti,
Cris.

MarianGardi dijo...

Cris, me gusta eso de:

He cambiado mis teléfonos
no tienen número
solo responden a los amigos
desde la centralita de mi corazón.
Fantástico, es la mejor comunicación.

Un fortisimo abrazo y besos con todo mi cariño sincero