martes, 30 de noviembre de 2010

Huir de su cárcel


Desvanece tu vida en una indómita sombra,
tinte negro para el silencio
como tizne pasajero o perdurable;
solo te reconoces en tus heridas
y las lanzas sin clemencia a quien te late,
pero si éstas te vienen de vuelta
hacen que más te aproximes a tus adentros,
y difícilmente emerges de ese fondo;
cuánto rencor mueven tus aires
que en abúlico vuelo apenas levantan polvo;
inasible tu persona, y a contraluz tus palabras;
la voz que arrojas sobrevive para alimentar
sinónimos a la farsa;
eres tú el que en su propia anchura
quiebra toda sinceridad y levanta lejanías;
encarnarse en los vocablos de tu onírica boca
sería ocupar la mayor ausencia
de desvelos sin nombre.

Madrid, 30 de Noviembre de 2010
Cristina García Barreto

33 comentarios:

Cris Gª. Barreto dijo...

Decía Mahatma Gandhi: "Nadie puede hacer el bien en un espacio de su vida, mientras hace daño en otro. La vida es un todo indivisible"
Ante esto, es preciso retirarse de un sufrimiento absurdo. Porque retirarse no es huir, ni esperar tiene sentido si el peligro le puede a la esperanza.

Cris.

Anónimo dijo...

Hola Cristina:

Este poema tiene un fondo que trasciende más allá de las palabras.
Cierto es que siempre se tiende a "machacar" a quienes nos quieren. tal vez, porque están más cerca.
Tu poema me parece plausible y tu entrada la llave de la experiencia que abre su puerta.

"encarnarse en los vocablos de tu onírica boca
sería ocupar la mayor ausencia
de desvelos sin nombre". Igualmente cierto, no nos podemos guiar por palabras que adormecen ante la obediencia de su cumplimiento, sería un vivir sin vivir, ante esto mejor alejarse.

Te felicito.


Un abrazo.

Jorge.

Anónimo dijo...

Mi querida Cris:

Este poema, que me encanta, deja un mensaje tremendo.
Tus "partos" de inteligencia plasmados en tus palabras, son realmente meritorios.
Siempre me haces reflexionar.
Y mira que aprendo contigo.
Te admiro amiga.

Besos con toda mi estima.

Javier.

La Solateras dijo...

Solo te reconoces en tus heridas
y las lanzas sin clemencia a quien te late
Aparte de estar muy bien dicho, es una triste verdad demasiado frecuente, por desgracia.

Mejor haríamos reconociéndonos en las heridas ajenas y haciéndolas nuestras. Sin ninguna clemencia.

Muy bueno.

Un abrazo

Valeriano Franco dijo...

Me gusta. Desgarrado como casi todo lo que conozco de tu producción. "Eres tú el que en su propia anchura/quiebra toda sinceridad y levanta lejanías/ Muy bueno, me resulta muy próximo y emotivo.
Un abrazo,
Valeriano Franco

M. Angel dijo...

Cris, niña preciosa, tus versos son lindos, ¡lindos! pero me duele el corazón al ver en cada verso tuyo tanta tristeza.

Desgarrador tu poema
para linda reflexión
el alma pide perdón
en tanto la pena quema.

A la tristeza no cantes
Ni te consuma la pena
no ves que tu alma está llena
de tesoros y diamantes.

Abrazo desde el corazón

M. Ángel

Anónimo dijo...

Hola Cris

Es curioso, porque de tus poemas se puede entresacar un conocimiento del ser humano y sus debilidades.
Somos un todo y por tanto, nuestro comportamiento será el mismo en todas las situaciones, solo variarán las apariencias.
Tendemos a confundir sensibilidad con susceptibilidad. Lo segundo, es el exceso de lo primero más egoísmo. Los hay, que cualquier cosa les afecta, se duelen con facilidad y se reconocen en las heridas porque son susceptibles. La consecuencia, es la descarga emocional vía reproche, sin un autoexamen de conciencia para saber, qué es lo que han hecho mal y reconocerse también en sus errores.
Piensan que nunca se equivocan, y el mundo ha de girar en torno a ellos. Hablo en genérico.

Tus poemas también llevan mensaje, no son solo un simple juego de palabras colocadas más o menos armónicamente. Todos tienen profundidad.
Enhorabuena, Cris

Recibe muchos besos
María Jesús

Marisa dijo...

No estamos formados
por departamentos
independientes,la persona
lo es en todo lo
que vive.

Muchos besos.

Anónimo dijo...

Estimada Cris:

Cuánta razón lleva este poema, me fraternizo con el resto de contertulianos. Me han gustado los comentario de Solateras, de María Jesús, Valeriano,Jorge, en fin que ya han dicho lo que pensaba transmitir.
Es muy cierto que profundizas en el ser de forma magistral pareces pisicoanalista.

Te felicito. Es francamamente bueno.

Todo mi cariño para ti.
Ah! Y no dejes de sorprendernos.
¿Para cuándo tu tercer libro?
Anímate. Estoy deseando tenerlo.

Encarna.

Anónimo dijo...

Estimada Cris:

A ti que te gustan las citas, las mencionas a menudo. Las de cosecha propia son bestiales. Permíteme dedicarte una de Bertolt Brech: Cuando la verdad sea demasiado débil para defenderse tendrá que pasar al ataque.
Supongo que entiendes perfectamente lo que quiero decirte, tú tranquila, deja siempre que sean los demás quienes queden en tela de juicio y acaben por tener que defenderse de sus propios ataques.

Sigues escribiendo maravillosamente, eso es lo importante.

Recibe mi afecto y admiración incuestionables.

Jesús.

Anónimo dijo...

Querida Cris, a veces la sinceridad es necesaria aunque nos aleje de los sueños y se convierta en el espejo de nuestras propias heridas. También es humano (tú lo explicas maravillosamente bien en este poema) que queramos dar de beber "al otro" de la misma medicina. Y que esos vaivenes nos lleven al aislamiento emocional.

Creo que todos somos dueños de las riendas de nuestra propia vida. Y que ni siquiera el amor, para mí uno de los mayores sntimientos que existen, debe hacernos tambalear.

Me encanta la tristeza de tus poemas, pero también me gustaría leer alguno que definiese un paso a la esperanza.

Besitos.

Mila

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Joge:

Sin duda alguna siempre tendemos a "descargar" con las personas más próximas, pero esto no es justo, debemos ejercer un autocontrol. De lo contrario, seríamos infelices y adquiriríamos un eterno remordimiento.

Dices: "no nos podemos guiar por palabras que adormecen ante la obediencia de su cumplimiento, sería un vivir sin vivir, ante esto mejor alejarse"
Esto es otra verdad como un templo. Tomemos también buen ejemplo de tus palabras.

Magnífico comentario.

Gracias sinceras.

Abrazos,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Javier:

Es un gran halago que me digas que aprendes conmigo.
Agradezco enormemente tu comentario y, lo principal, que haya gustado el poema.

Recibe un abrazo,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Ana/Solateras:

Dices: Mejor haríamos reconociéndonos en las heridas ajenas y haciéndolas nuestras. Sin ninguna clemencia.

Qué bueno has captado la esencia del texto.

Te agradezco enormemente tu comentario.

Un fuerte beso,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Apreciado Valeriano:

Has captado otra parte muy significativa e importante del texto.

Me honras con tu comentario y celebro que haya gustado el poema.

Gracias de corazón.

Un fuerte abrazo,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi estimado Miguel Ángel:

Son etapas y necesitaba lanzar este mensaje.

Siempre engalanas tus comentarios con un espléndido y dulce poema. Cómo agradecértelo.

Recibe un fortísimo abrazo de tu admiradora,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi estmada María Jesús:

"El género humano tiene, para saber conducirse, el arte y el razonamiento"
Ciertamente, desde que era niña leía libros de mayores. A los quince años empecé a participar de forma muy activa en gabinetes de psicología.
Sabes que el hombre, génericamente hablando, es el mayor -enigma- del universo. Me paso la vida observando, no puedo evitarlo. Siempre que estoy en un restaurante -es un ejemplo- sé perfectamente qué tipo de gente me rodea y hasta me fijo por las características de los individuos en muchísimas cosas. Procuro no sentarme en el medio del recinto para no verme rodeada de mesas, tengo la costumbre de dejar la espalda -si es posible- frente a la pared. Me siento más segura y me da cancha para "ver".

Comparto todo cuanto manifiestas en tu espléndido comentario. Tú también haces reflexionar. Posees mucha inteligendia y psicología, algo innato a tu persona. Es por ello que siempre aportas un valor añadido a mi espacio.
Agradezco de corazón tu visita/tus visitas. Todo un halago tenerte como seguidora.

Besos y abrazos con admiración,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimada Marisa:

Haces hincapié en lo manifestado en mi entrada. Celebro que estés de acuerdo.

Gracias por dejar una nueva huella en este espacio que es tu casa y siempre serás recibida con sumo agrado.

Un fuerte beso,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Encarna:

Sí, ciertamente los compañeros han dejado prácticamente todo dicho y muy bien por cierto.

El tercer libro...Me pondré a ello. Tengo material para un tercero y un cuarto. Pero esta vez adquiriré menos ejemplares y explotaré la distribución. Intentaré reservarte uno.

Gracias sinceras por tu aportación y tus ánimos, lo cierto es que me son precisos.

Besos con toda mi estima,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Jesús:

Claro que te entiendo, fíjate, yo en Segovia y tú en Londres...Anda, andará el ciber. En mi zona no hay. Pero llevas toda la razón. Lo importante es ser buena gente y tener la conciencia bien tranquila.
Esto más que hobby es una obligación.

Celebro que te otorgasen la beca y que te gustase mi poema.

Un abrazo,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi estimada Mila:

Me pillas en la parrilla.
¡Bienvenida poeta!
Tu reflexión me parece magnífica.
Verás, en ocasions, nos empachamos de algo y necesitamos regurgitarlo.
He escrito mucho...y no triste.
Lo cierto es que han coincido un par de poemas que no son como el himno de la alegría precisamente, ahí llevas toda la razón.
Amén de que acabo de llegar de Tenerife de visitar a mi madre en el cementerio. Y aún no lo asumo.

No obstante, como dije en un acto, si permitido está caerse, levantarse es obligado.

Espero que el próximo te haga reír como el de: Mal día. Donde la insomne se emborrachó de licor de lagarto.

Recibe un beso muy fuerte y mi agradecimiento,
Cris.

M. Angel dijo...

Hola Cristina, gracias por el lindo comentario que dejas en mi blog.(Lindo como tu alma)

Con todo afecto y admiración te regalo estos versos, esperando de tus labios de rosa, nazca una sonrisa

Niña melosa
no quiero mirar triste
Tan linda rosa.

Chiquilla bella
Sois sol de amaneceres
Hermosa estrella.

No mas tristeza
deja mire en tus ojos
Tanta lindeza

Muestra sonrisa
y verás que los soles
vuelven aprisa

Desde el corazón

Manuel Ángel

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi Admirado Miguel Ángel:

Me has dejado inmersa en un gozo indescriptible.
Yo no sé si merezco esto.
Es el detalle más bonito que han tenido conmigo en muchísimo tiempo.

Cómo agradecértelo, bueno, se me ocurre decirte que has despertado una enorme SONRISA EN MI CARA.

Eres un Ángel, así, con MAYÚSCULAS.

Toda mi gratitud es poca.

Me encariña tu poesía, me encariña tu alma.

Por siempre,
Cris.

Antonio dijo...

Querida Cris, no sé si interpreto bien tu poema, pero me ha llevado a ver un conflicto donde acaba uno encerrado en su interior, lanzando hacia fuera la agresividad de la frustración y retrayéndose al interior ante el debate y la confrontación.
Perdida la confianza y lealtad del debate, solo queda la ruptura o la firma del armisticio para liberarse.
Besos

andré de ártabro dijo...

Arte , razonamiento , intuicion corazonada.

Lanza heridas a quien le late, quiebra sinceridades ,levanta lejanías, bocablos de una boca que sueña ;protesta a la proximidad y a la convivencia, esas veces en que el rencor mueve aires.

Encierran tus versos protesta, encierran vida , retazos de filosofía que es vida, real, cotidiano,
que tú tan bien has expresado con tus versos

IV Encuentro de Poesía en la Red dijo...

Mi querida Cristina, a veces cuando nos duele algo, lo arrojamos lejos, para que no siga quemándonos.
El poeta es humano, quizás más que otros que son muy activos y menos pensativos.
Al poeta le llega todo con más rapidez, porque el poeta es muy sutil y capta sin dificultad. El poeta no se explica las injusticias que cometen hacia el, o ella entonces llega la hora de neutralizar o tirar a la basura los cristales rotos, o hacer con ellos palabras y expulsarlas. El poeta es humano, idealista, sensible, ama la justicia, odia las injusticias, todo ese paquete de sensaciones y sentimientos hace de èl o ella alguien singular.

Cuando en nuestro horno se efectúa la alquimia de esas composiciones pueden salir obras muy bellas, a veces rebozadas de tristeza, dolor, gozo, ilusión, entusiasmo, decepción. Todos estos instrumentos son propiedad del verdadero poeta.
Las catarsis,
las descripciones simples,
la palabra rodada,
las fáciles emociones
esto es de los versadores.
El poeta sufre,ama, sueña, y continua idealizando y sangrando en su interior.
Estos son dones del buen poeta y eso manifiestas tù en estos veros.
Un abrazo y arribaaa que nos vamos amosss
Munchos vezos jejeje

Cris Gª. Barreto dijo...

Querido Antonio:

Bienvenido, como siempre, a este espacio -tu casa-

Bueno, sí se podría interpretar así.
Le interpretación más contundente es la que dejo como primera entrada en los comentarios.
Ésta sumada a otros comentarios muy acertados, incluyo el tuyo -por supuesto-, hacen el total de las sumas.

Gracias amigo, siempre un placer que me visites.

Un beso con toda mi admiración,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola André:

Bienvenido a esta casa de palabras, espero que repitas.
Me he pasado por uno de tus blogs, te leeré con más detenimiento, pero me ha gustado mucho lo que he podido ver hasta ahora. De hecho, te sigo.

Tu comentario es plausible porque has sacado las entrañas de la intención que tenía este texto.

Muchísimas gracias.

Un abrazo,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Marián:

Ciertamente me has dejado un comentario de tal calidad que no sé si lo merezco.
Comparto contigo todo cuanto dices sobre las características que conforman el "ser" del auténtico poeta que, por qué no, definirle como escritor.

Dices: "Cuando en nuestro horno se efectúa la alquimia de esas composiciones pueden salir obras muy bellas, a veces rebozadas de tristeza, dolor, gozo, ilusión, entusiasmo, decepción. Todos estos instrumentos son propiedad del verdadero poeta"
Y dices muy bien, y así tú también lo sientes, porque eres una gran poeta.

Realmente me dejas sin palabras.

Soy yo quien te felicita por esta maravillosa entrada.

Recibe un beso lanzado desde el alma.
Tu amiga y admiradora,
Cris.

MiLaGroS dijo...

Es fantástico este poema. El final es apoteósico. Encarnarse en los vocablos de tu onírica boca
sería ocupar la mayor ausencia
de desvelos sin nombre.

Escribes de lujo Cris. Besos.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi querida Milagros:

No sabes qué alegría tan grande he recibido al ver tu cara de ángel asomarse a mi ventana.

Tu comentario es muy halagador respecto a mi persona y respecto al texto, resaltas la parte concluyente. Siempre tan humide e inteligente además de gran persona y poeta de altos vuelos.

Pero lo que más me ha alegrado ha sido verte.

Recibe toda mi estima y admiración.
Besos y abrazos,
Cris.

Ricardo Miñana dijo...

Hermosa tu poesia Cris, me gusta tu estilo.
es un placer pasar a leerte.
que tengas una feliz semana.
un abrazo.

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Ricardo:

Bienvenido a este espacio, espero que repitas.

He estado ojeando tu interesante blog, te dejé un comentario y "te sigo".

Gracias por dejarme estas palabras que de buen agrado recojo.

Otro abrazo para ti,
Cris.