martes, 20 de abril de 2010



El trayecto de la vida










(I)


¡Tanto aferrarse a la vida!
¡y tanto dejarla pasar!
Sin templar el alma
ante la imprevista despedida,
qué poco se puede gozar
sin sapiencia ni calma.

(II)


Qué nos significa
atrapar, más que amar,
a cambio de acciones,
si el corazón no se dignifica
privado de su libre palpitar
en el desangre de mil perdones.

(III)

¡Qué tanto aferrarse a la vida!
Si la muerte nos acecha
y de vivir nos priva sin cura
dejándonos sin vuelta ni venida
ni fruto de nuestra cosecha
en tanto nos arroja a la sepultura.

(IV)

Cuándo poder despedirnos
y lavar nuestra conciencia
que más que el mundo nos pesa
y tanto duele no arrepentirnos
ante todo ser que se aprecia
y huérfano quede de promesa.

(V)

Arremeto contra ti oscura tiniebla
te llevaste a mi madre
sin permitirme verla
hasta la cordura me tiembla
porque te llevaste a mi madre
sin permitirme verla.



Madrid, 20 de abril de 2010
cristina garcía barreto.

20 comentarios:

elisa...lichazul dijo...

excelentes versos y cuidada estilistica

FELICITACIONES!!

siempre un gusto leerte
bonita semana

MarianGardi dijo...

Cristina has dado en el blanco.
"¡Qué tanto aferrarse a la vida!
Si la muerte nos acecha
y de vivir nos priva sin cura
dejándonos sin vuelta ni venida
ni fruto de nuestra cosecha
en tanto nos arroja a la sepultura".

Cuando uno es consciente de esto, la visión de la existencia da un giro.
Hermoso poema de grito a la existencia.
Todo mi afecto y cariño sincero en Arco Iris

Emilio dijo...

Cris, veo que esta vez has cambiado la forma poética en estas coplas rimadas que parecen salir de un corazón herido o más bien dolorido.

Pues decirte que le viene muy bien ese canto repetitivo para darle la necesaria fuerza a tus versos.

Un fuerte abrazo.
Emilio.

MiLaGroS dijo...

Muy bellos todos Cris. Te mando un abrazo. Disculpa que no te escriba mucho. Estoy convaleciente todavía

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Elisa:

Bienvenida de nuevo a mi blog.

Aprecio mucho tu comentario el cual agradezco muy de veras.

Gracias poeta.

Besos,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Marián:

Has hecho una reflexión que sí que da en el blanco pese a partir de una estrofa bien elegida.

Mil gracias querida amiga por dejarte ver en mi ventana.

Y mil besos con todo mi afecto.
Incondiconal.
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querido Emilio:

Sí. He cambiado para variar un poco. Me gusta picotear en la diversidad de los géneros literarios desde mi propio sello.

No estoy dolorida únicamente por lo que comente en la última estrofa. Es sólo una definición del trayecto que a todos aguarda. Si nos percatásemos más de ello seríamos mejores y más felices.

Agradezco enormemente tu comentario.

Un fuerte abrazo,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi querida Milagros:

Nada que disculpar, y por favor, cuidate mucho eso es lo primordial ahora.

Siempre es una vista reconfortable ver tu cara de ángel en mi ventana.

Mil gracias por tu dedicación máxime en tu estado de convalecencia.

Ya contactaremos por mail.

Mil besos querida amiga.
con todo mi afecto,
Cris.

Anónimo dijo...

Querida Cris:

Me has recordado a Manrique con sus coplas por la muerte de su padre.
Si me hubiesen dicho que lo ha escrito él, lo firmaría.
Cómo me alucinas, nunca dejas de sorprenderme.
Sabes que eres mi poetisa favorita. Eres un genio y esto claro lo has escrito mientras el peque cenaba.
A mi me llevaría años.

Cuidate reina.

Mil besos.

Javier.

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Javier:

No. Esta vez acabé antes que de que el niño cenara. Eso sí la idea ya había madurado en mi cabeza, el entretenimiento: las rimas consonantes, pero nada más.

Bueno, bueno que lo de Jorge Manrique, en fin, creo que las coplas que mencionas fueron unas cuarenta. Y hacer algo parecido, me resultaría si no imposible muy muy trabajoso. Aunque sólo se resaltan dos coplas de toda su obra como las más trascendentes.
Ahora no las recuerdo en su totalidad porque además están en castellano antiguo y me extendería demasiado. Aunque supongo conocerás las que te digo.

Gracias Javier por estar y por tu comentario obviamente.

Un beso,
Cris.

Sunseeker dijo...

Dominar la sapiencia y conservar la calma no son tarea fácil. Se deja ver la frustración en tus versos. El poema es genial.

Un saludo.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querido Sunseeker:

Cierto es que dominar la sapiencia y conservar la calma no son fácil tarea. Pero es lo que nos puede llevar a alcanzar la felicidad en estre trayecto de vida.

No creas que hay frustración en mis versos, aunque es lógico que así lo interpretes. Sólo hay realidad y una última parte de pena ante la marcha de un ser muy muy querido.

Te agradezco enormemente tu comentario en esta tu casa.

Un abrazo,
Crisl

El Éxodo dijo...

Tarde o temprano, despedazando el recuerdo y diluendo hasta el origen en el vasto anómino inanimado de lo eterno, terminará por arrebatárnoslo todo. Entretanto, nuestra esencia nos lleva a dulcificar tanta agonía. Tu magnífico poema me ha recordado este otro texto que escribí hace ya un tiempo.

PREMURA

Qué larga la agonía de los hombres:
Porfiada cuenta atrás que da comienzo

Con la primera pérdida.

-----

Abrazos. Y ánimo.

María Jesús dijo...

Hola Cristina

Gracias por tu acogida. Es el motivo, entre otros, por el que me encuentro aquí de nuevo, convirtiéndome en lectora.
Es muy difícil para el lector, descifrar una poesía sin meterse dentro del alma del poeta.
Para sentir lo mismo que siente cuándo la escribe, y aún así, es fácil equivocarse.
Por eso no me suelo aventurar.
Y tú, en tu profunda y sentida reflexión llena de matices y hecha poema, tocas muchos aspectos.
Aferrarse a la vida, cómo bien dices, es propio hasta del más insignificante de los seres vivos. Diferente es, el significado que demos a nuestras respectivas vidas y a las de nuestro prójimo.

Felicidades de nuevo por tu facilidad y de expresión y riqueza de sentimientos.

Saludos

María Jesús

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi estimado "El Exodo":

Precioso comentario.
Maravilloso tu verso. Realmente espléndido.
Mil gracias por enviármelo y por tu comentario en general.

Con admiración.
Abrazos,
Cris.

carlos guerrero dijo...

Es difícil de encontrar un buen poema clásico escrito en tiempos modernos, pero este tuyo es excelente, aunque mezcles arte mayor con arte menor para dar mayor sonoridad al poema.

Un beso grande

Antonio dijo...

Anduve fuera y ahora paso a leerte. La vida es el presente, mientras debemos controlar la influencia del pasado, para fraguar el futuro.
Besos y un placer leerte, como siempre.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida María Jesús:

Todo un honor que me visites nuevamente, esta es tu casa, ya lo sabes.

Y sí se hace difícil interpretar los poemas en la profundidad de la intencionalidad del pensador que los escribe. Pero lo mejor es leernos y hacernos nuestros, como con la música y la pintura.

Mil gracias por tus palabras.

Un fuerte abrazo,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimado Carlos:

Llevas razón, verás, es que a veces, me gusta tirar balones fuera de la portería. Soy algo polivalente, si bien está claro que este poema es un desmarque de lo que es mi habitual estilo pese a la diversidad de temas y formas que abarco.

Gracias mil por tu comentario.

Otro beso para ti.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querido Antonio:

Espero que lo hayas pasado bien.
Celebro que estés de vuelta.
Dices:
"La vida es el presente, mientras debemos controlar la influencia del pasado, para fraguar el futuro"

Siempre tan cerebral y acertado. Pero ¿te parecería mál que añidados, aparte de controlar la incluencia del pasado -lo cual entra en la sabiduría-. Añadir: la otra sabiduría que sería la calma, a fin de que nuestro trayecto fluya sin coágulos?

Un placer leer tus comentarios como siempre.

Gracias por tu entrada.
Besos.
Cris.