miércoles, 10 de noviembre de 2010

La espera de la ausencia


Fingiré que acabas de marchar.
No te diré que te espero
con las piernas
suspensas en el horizonte,
con tu té inglés de todas las mañanas
y el mal carácter de algunos días.

Pensaré que pronto vienes con el pan,
de ver una película o, simplemente,
de comprar maquinillas de afeitar
en el supermercado.
Como si hoy no fuese festivo
y mi corazón no tuviera
mil boquetes de balas.

Ignoremos los mensajes
de los móviles
e imaginemos que eran canciones
musitadas por una voz suave.

Olvidemos que el viento
devastó nuestra casa
y también las terrazas de los vecinos.

No veamos la tristeza
como un engendro al pie de nuestro lecho.
Sigo aquí con este pensamiento ¡tantos años!
Pero no vuelves ni del cine;
ni de la panadería ni del supermercado.

Que no te sorprenda que el timbre
ya no esté en el portón
sabes que no te es preciso entrar
para recorrerme los ojos.

Nunca olvides evocar,
pese a perder la memoria,
la profundidad con que se besaron
nuestras miradas.


Madrid, 10 de noviembre de 2010
cristina garcía barreto.

29 comentarios:

Anónimo dijo...

Querida Cris:

Muchos ánimos y a subir toca.

Te poema transmite tanto, siempre tan profunda y jugando con las metáforas, pan comido para ti y alimento de mi asombro.

Gracias por volver a escribir pese a tus circunstancias físicas y anímicas.

Tienes todo mi apoyo. No lo dudes.

Recibe un abrazo con todo mi cariño y admiración incondicional hacia tu persona.

Javier.

Anónimo dijo...

Mi admirada Cristina:

Expléndido poema.
De nota muy alta.
Sí señor, al Rey Arturo su espada.

Enhorabuena.


Saludos cordiales.


Ángel G.

Anónimo dijo...

Perdón Cristina, por mi absurdo manejo con estos teclados.
Entiende: Espléndido.

Disculpas.

Ángel G.

Marisa dijo...

Querida Cristina,
cada vez que te leo
más te admiro.
Me quedaré con:
"No veamos la tristeza
como un engendro al
pie de nuestro lecho".

Insuperable.

Te abrazo

Anónimo dijo...

Mi querida niña:

Qué poema tan bonito.

Me apunto al comentario de Marisa.
Me pasa como a ella, cada vez que te leo nos brindas una sorpresa distinta en ese abanico multicolor de bellas palabras tan bien escritas.

Cris, no estás sola.

No tocaré el tema tan lamentable y manipulado por el que has pasado, perdona nos lo ha comentado Javier y, no doy credito.
Encarna, está mal. Jesús, está desde el pasado miércoles en Inglaterra le han concedido una beca para perfeccionar su inglés e intentar trabajar en un IES bilingüe. Y yo, no te cuento, no por mi, que nada me dañan los comentarios de tono elegíaco.

Vales mucho, borrón y cuenta nueva. Céntrate en la literatura.

Sobre todo, cuidate del percance, olvídate del coche. Ahora solo piensa en ti, en recuperarte.

Cuántas veces me has dicho que la vida tiene un efecto boomerang. Pues eso, ya me entiendes. Tú tienes un don, más quisera yo tenerlo.

Besos con todo mi amor y deseos de energía positiva que te ampare.

Con amor y gran admiración hacia ti.

Elisa.

Manuel dijo...

Querida Cris: me ha encantado ver cómo se hace un poema de lo cotidiano, de las maquinillas de afeitar. La huida de los timbres del portón, la profundidad del beso de unas miradas.

Mi enhorabuena y mi abrazo. Un beso.

Antonio dijo...

Leido tu poema y el comentario de Elisa, quedo descolocado y preocupado por tu situación, pero no me corresponde a mi entrar en ello, solo sentir ese sentimiento propio. Espero que todo te vaya bien y me apunto a la selección de Marisa: "No veamos la tristeza
como un engendro al
pie de nuestro lecho".
Un beso cargado de energía positiva.

Anónimo dijo...

Hola Cris
Todos cerramos los ojos para soñar y ver una realidad diferente.
Hay dos memorias aunque no funcionan por separado, sino unidas. La intelectual y la sentimental. Pero van juntas, porque todos nuestros recuerdos, están impregnados por la afectividad.
Aunque los recuerdos sigan, si los conducimos a una situación diferente, implica perdón y recordar sin resentimiento.
Es una generosa manera de tender la mano. Aunque la generosidad debe existir por ambas partes, por parte del que se va, y del que se queda que es en este caso, el ofertante.
Recibe muchos besos
Tu amiga, María Jesús

La Solateras dijo...

Yo, como Manuel, me voy a centrar en el poema que, esta vez sí, esta escrito para mentes tan primarias como la mía. Las dos primeras estrofas me parecen muy buenas, esa cotidianeidad de los pequeños detalles hecha poesía y eso tres últimos versos de las balas. Brillante.
En lo demás, como lo desconozco, prefiero no entrar, pero lamento lo ocurrido.

Un abrazo

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Javier:

Me alegra que el poema te transmita...

Muchas gracias por tu comentario y apoyo.


Recibe un fuerte abrazo,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimado Ángel:

Recojo tus palabras con mucho agrado.

Gracias por visitarme.

Saludos cordiales,

Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Marisa:

Qué comentario tan bonito me dejas.
Recojo tus palabras y tu ternura con toda mi estima.

Gracias de corazón.

Besos y abrazos,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Elisa:

Gracias por estar y darme ánimos para seguir escribiendo.

Me guardo tus palabras para tenerlas presentes en mi corazón.

Mil besos amiga,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querido Manuel:

Celebro que te haya gustado el poema, veo que lo has captado en toda su esencia.

La huida de los timbres, en ocasiones, se hace precisa.
En mi casa de campo no tengo ni teléfono, es como ir a un monasterio, aunque sí hay timbre, pero solo llama algún lugareño bonachón de la tierra. Eso no incomoda. Al contrario, se agradece como tanto agradezco este comentario que me dejas.


Besos y abrazos de corazón,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querido Antonio:

Celebro verte por estos lares, me hace muy feliz.
Nada de que preocuparse y gracias por tus palabras de apoyo.

Igualmente, decirte que, al menos, te quedas con parte de mi poema. Eso me reconforta y mucho.

Gracias amigo.

Besos para ti y los tuyos con todo mi afecto,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi querida María Jesús:

Qué lujo leerte siempre tan analítica y profunda.
Tu comentario es mafnífico y lo comparto plenamente contigo porque has profundizado de forma magistral.
Pero si te das cuenta que seguro que sí, en este caso el ofertante por muy buena que sea su oferta ha quitado el timbre de su puerta para que no entren los recuerdos. Así es el desenlace. No puede haber negocio cuando en la cuenta de explotación de la vida los números se tiñen de rojo.

Gracias mil por estar, siempre me sorprenden tus comentarios y esa magia que emerge entre tu mente y mis textos.

Mil besos y abrazos.
Tu amiga incondicional,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida ana:

Me encanta tu sentido del humor tan inteligente máxime viniendo de una mente primaria...Me has hecho sonreír.

Gracias por tus palabras que agradezco muy sinceramente.

Besos y abrazos,
Cris.

Anónimo dijo...

Mi estimada Cris:

Este poema resalta una vez más tu capacidad creativa para decir mucho.
Tu escritura no es fácil, por ello, tienes un valor especial que te caracteriza y va en aumento.
Yo no me quedo con ninguna estrofa en particular porque pese a que existan imágenes aparentemente de mayor peso que otras, simplemente el timbre dice mucho. Todo el poema dice mucho.

Céntrate en tu vocación y que nada ni nadie distraiga tu valioso talento.

Estamos informados por Javier de tu evolución.

Mil besos querida y admirable persona y escritora.

Encarna.

Anónimo dijo...

Querida Cris, este poema es de los más bonitos que he leído en los últimos tiempos. En él, dejas constancia de lo generoso que es el verdadero amor: espera sin fecha ni hora. Manteniendo esa luz que alumbra la esperanza de ser algún día correspondido.

Deseo que el accidente que has tenído no sea de gran importancia.

Un besito.

Mila

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Encarna:

Me hace muy feliz que te guste el poema y tus palabras son todo un input para seguir escribiendo.

Sabes que tiene menos alivio el dolor del alma que el del cuerpo. Tengo para meses recuperarme. Pero mientras pueda, no dejaré de escribir.

Gracias por tu comentario porque además has tocado en el timbre más sonoro de su significado.

Eres muy inteligente y me honras con tu apoyo.

Para buena persona y gran literata tú, aunque siempre te mantengas en la sombra.

Recibe lo mejor de mis sentimientos,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Mila:

Me complace enormemente recibir un comentario tan emotivo y bonito como el tuyo. De corazón te doy las gracias.

Respecto al accidente pues no ha sido poca cosa. Pero ya ves que sigo escribiendo y eso dice mucho. Así pues, no te preocupes cielo.
Si puedo, te cuento en privado. Si puedo, estoy molida.

Eres una gran persona.

Besos y abrazos de todo corazón,
Cris.

Anónimo dijo...

Hola Cris:

Hace tiempo que no paso por aquí, cuestiones de trabajo.

Tu poema es realmente bueno me ha gustado ciertamente. Esa cotidianidad de la que habla Manuel y Solateras esa profundidad de la que hablan otros como María Jesús.

Creo que, tal vez, sea una percepeción equivocada, vas creciendo más rápido que la vida. Y eso es bueno.

Un beso.

Jorge.

M. Angel dijo...

Cristina, solo saludarte y felicitarte por tus bellas poesías.

felices días
Abrazo sincero
M. Ángel

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Jorge:

Te comprendo, además se me vino el blog abajo y he tenido que formatearlo. Veo que has entrado cuando estaba casi todo resuelto.

Me alegra que te guste mi poesía.
Dices que parece que voy más rápido que la vida y es que es tan corta...
He escrito otros poemas que no voy a colgar, los reservo. Quizás algún día los comparta.

Me congratula que pese a tu poco tiempo me recuerdes.

Gracias de corazón por tu entrada.

Otro beso para ti,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi estimadísimo M. Ángel:

Qué alegría tan enorme tu visita.
En cuanto pueda me paso por ese remanso de paz donde publicas tus letras.

Eres adorable y sabes que te tengo una gran estima.

Gracias amigo.

Felices días para ti también.
Y cómo no otro abrazo sincero,
Cris.

MarianGardi dijo...

Me gusta mucho este poema Cris, es el olvido de lo negativo y habla la esperanza, ella se demuestra sin rencor, en la espera de todo aquello vivido tan bello.
Nunca pierdas la esperanza, ella es vida, estimulo y confianza.
Todos los versos me gustan, pero este es genial:

"Que no te sorprenda que el timbre
ya no esté en el portón
sabes que no te es preciso entrar
para recorrerme los ojos".

Que hermoso y cuanto quiere decir.
Un delicado abrazo ahora que estas toa escayola mi niña!!
Cuídate mucho y espero que te recuperes pronto y que te llegue la felicidad así como llega el Sol en la Primavera

Pablo Fernando dijo...

Es la primera vez que te leo , me gusta en primera instancia que la poesía sea parte de tu vida , y me gusta tu poesía .

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi querida Marián:

Agradezco infinito tu comentario. No sabes cuánto me congratula verte asomada en tu ventana, y encima, dedicarme estas palabras tan significativas de incalculable valor para mi.

Gracias de corazón. Has recogido con profundidad mis palabras.

Te envío muchos besos y un fuerte abrazo que llegue hasta Paris.
Tu amiga,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Pablo Fernando:

Bienvenido a ésta, tu casa. Espero que vuelvas por aquí.

Sí la poesía, la escritura en general forma parte de mi vida.
Celebro que te guste mi poema.

He visitado tu blog, me parece realmente interesante y muy bien diseñado. En algún poema me pareció encontrarme con Charles Pierre Baudelaire, pero sé que solo fue un espejismo. Te felicito por tu espacio y agradezco mucho tu visita.

Cris.