viernes, 16 de abril de 2010

Deja que te hable

Permite que te hable antes de que agiten sus hojas las mandrágoras y pierdan el narcótico que nos pueda curar. Déjame hablar, sin la máscara ocultadora de palabras que dejamos en el argento lunar aquella noche. Noche de mil ventiscas, donde nuestras miradas distraídas se volvieron orgullosas por querer ser, tú más, yo, más.

Me siento espiga solitaria atesorando coros y tambores con tintadas de ocre en el pedregal. Cantos rodados en el camino y ese nogal que arrojó su fruto seco a mi garganta, no me permite tragar, desde la cuna de nuestro hallazgo. Indigesto fruto que como ristra de eslabones ahoga todo jugo en otras bocas.

Rastreé las altitudes del dolor bajo cielos hostigados y bebí agua en ríos secos. Pesqué buitres gregarios, cacé murciélagos blancos, y cosí el cuadrilátero de la dicha con el hilo de los sueños y sonrisas desplanchadas.

Permíteme que te diga cómo se torna una mirada y oscurecen los ojos.

Cómo se agrietan las manos de tanto escarbar besos entre ortigales.

Cómo sufre el tiempo su derrota ante la carrera de la vida.

¿Cuál fue el día en que abriste mi pecho y sembraste tú semilla?

Los callos en las yemas del pulso no me dejan escribir deprisa. Escondemos penurias como tesoro vacío de nosotros y repleto de pérdidas. Sólo recuerdo como joya, la rosa que un día me obsequiaste. Su magia duró menos que un escoplo utilizado para el esbozo de diminutas figuras.

Si no me escuchas, me haré hoguera que abrase tu indiferencia. Tarántula de vientre ensangrentado que pique tu orgullo. Mazo que golpee tus oídos. Cofrade de entierros y caporal de tu desdicha.

Que si de escuchar procede la sabiduría, y del hablar el arrepentimiento ¿por qué no me escuchas? Serías el sabio. El hurón de mi voz. El que descruce la plegaria y acorte la cadena de mi laringe. En tanto yo, tal vez, termine mis días en la desigualada simetría de un corazón sin resurrección ni sangre.

Antes de que el núcleo de mi cerebro no recuerde mi nombre convirtiéndome en un punto excluyente, permíteme decirte que quise hablarte.


Madrid, 16 de abril de 2010
cristina garcía barreto.

18 comentarios:

Anónimo dijo...

Querida Cris:

Me dejas sin palabras, no puedo hablarte, en turbado mi corazón y pensamiento. Cómo se puede tener una pluma tan ágil y rica en léxico y significado repleto se sentimientos y exquisitas imágenes.

Tu devoto amigo,
que te envía mil besos.

Javier.

Cris Gª. Barreto dijo...

Hola Javier:

Son partos rápidos. Ojalá pudiese dedicar más tiempo a este amor que es la escritura.

Lo que me congratula es que te haya gustado.

Mil gracias amigo.

Otro beso para ti,
Cris.

MarianGardi dijo...

Me identifico con tus sentimientos de paridos de versos, los hago míos en esta carrera de vida donde todos nos competimos, que estruendosa realidad y que maravillosos son los sueños.
Seguiremos empeñadas en amar.
Un fuerte abrazo con todo mi cariño sincero

Antonio dijo...

A caballo de tu pluma, guiado por el ágil verbo que plasma tu argumento, solo cabe el disfrute de tu propio pensamiento, elevado a rango de excelso, cargado de metáforas, que se mecen en el fragor oculto de una mente primorosa, que acomete la vida desde la visión poética del encuentro y desencuentro, de la búsqueda de la esencia que haga de la existencia el soporte de un proyecto vital, que centre el corazón, junto al cerebro, en la razón última que todo lo enmarca, para que el ser humano consiga al fin su encuentro.
Mil besos

MiLaGroS dijo...

cOMO SIEMPRE ES MARAVILLOSO LEERTE.
NO MERECE LA PENA HABLAR CON QUIEN NO TE QUIERE ESCUCHAR.
mUCHOS BESOS.ESTOY DE NUEVO CON MAS ILUSIÓN QUE ANTES.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Marián:

Un deleite tu comentario.
Cuánto nos identificamos.
Gracias por tu espléndida entrada.

Recibe otro abrazo tan sincero querida amiga.
Con todo mi afecto,
mil gracias.
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querido Antonio:

Me he quedado ensimismada con tu comentario ¿cómo te has metido en mi corazón y razón? Ya sé que eres un ser extraordinariamente inteligente.
Tu entrada tiene un valor incalculable. Para releerla muchas veces.

Recibe todo mi agradecimiento más sincero y mi admiración hacia ti, tus palabras, tu ser.

Con todo mi afecto,
tu amiga,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Milagros:

Mi cara de ángel en la ventana de este humilde espacio.

Agradezco enormemente tus palabras y celebro de corazón que tus ánimos retomen vuelo.

Mil besos amiga.
Cris.

Anónimo dijo...

Esta entrada demuestra que un gran poema no siempre está escrito en verso. Un poema, una reflexión, donde las palabras escritas tienen voz. Y por eso se escuchan. Magnífico poema, sin duda, que no sólo hay que leer. Hay que escuchar.
Ninguna palabra se pierde, para lo bueno, y para lo malo, aunque ambas cosas son apreciaciones y nada que conlleve valoración es objetivo. Enhorabuena por este precioso escrito.

Guillermo

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimado Guillermo:

Sobre tu reflexión, cito: "nada que conlleve valoración es objetivo". Estoy totalmente de acuerdo contigo. Siempre he dicho que la poesía tiene tantas definiciones como poemas se hayan escrito. Porque es subjetiva por mucho intento que se tenga a la hora de fomentar crítica (bueno no hablo como entendida, es sólo mi opinión).

Tu comentario me congratula enormemente, máxime viniendo de un crítico literario y gran escritor.

Igualmente, comparto contigo que una prosa poética puede llegar a ser más bella que un poema. Vamos esto no va por lo que yo escribo, sería muy petulante por mi parte.

Bello comentario para releer y guardar en mi sentimiento de agradecimiento (ahí va! se me escapa una rima).

Mil gracias Guillermo.
Recibe un fuerte abrazo y el testimonio de mi admiración más distinguido.

Cris.

Paloma Corrales dijo...

Mi querida Cris, si son partos rápidos, permíteme que te diga que tienes una espontaneidad poética que abruma, no voy a psicoanalizar el contenido, creo firmemente que el poeta (en este caso la poeta) nunca llega a saber el porqué de su obra, por eso brota, surge, emana, y un largo ecétera.

Tú llegas, y lo haces con el lenguaje como herramienta, el cual utilizas magistralmente para crear imágenes que nos acercan a la esencia misma, a la tuya y a la de cualquiera que se acerque a leer, y además lo haces siempre desde el compromiso con la sensibilidad y la belleza.

¡¡¡Felicidades!!!

Besos a manos llenas.

carlos guerrero dijo...

Un monólogo ágil y diciendo mejor que bien. Me ha gustado mucho.

Un beso

Cris Gª. Barreto dijo...

Estimado Carlos:

Gracias por dejar esta huella en mi espacio. Si la prosa te ha gustado, a mí me congratula profundamente.

Con mis mejores deseos y admiración.
Un beso,
Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Paloma:

Este comentario vinivendo de ti me honra especialmente. Sabes bien qué opino de ti como poeta.
La rueda de las cotidianidades diarias más las que se van sumando por azar, me privan de muchas cosas, entre ellas de mi amor más poderoso (mis hijos lo son pero es distinto, ellos siempre priman) que es la escritura. Es por ello que tengo que escribir entre plato y plato o no comer para hacerlo. Y eso son partos rápidos.
Me consuela que un gran literato en la presentación de mi 2º libro Enigma, me dijo que no me preocupase que conoce grandes literatos que escribian con la misma falta de tiempo. Tal vez el talento les llevase a ser eso: grandes literatos. Respecto a que el o la poeta no sabe el porqué de su obra, es algo cierto pero matizable en el sentido de escribimos muchas cosas recientes u otras que están encriptadas en nuestro subconsciente. Al fin y al cabo, los poetas somos los que sabemos qué es realmente lo que soñamos, aún despiertos, los no poetas, no interpretan de tal forma los sueños. Y cierto es que, en ocasiones escribimos cosas que se escapan del consciente y que si un buen crítico literario las analiza, hasta nos sorprendemos de lo que hemos escrito. A mi me paso con Enigma. El prólogo y la presentación la hizo David Coll y debo poner de manifiesto que parecía que había penetrado en mi corazón y en mi razón. Dijo cosas sorprendentes. En esto llevas toda la razón amiga.

Evidentemente en la poesía literaria que es distinto a poesía. Bien sabes que poesía puede ser: pintura, música, baile, una puesta de sol y mil etcs. Pues como decía, en la literaria, que precisa el manejo de la palabra es dónde tendría que probarme con más tiempo, aunque las metáforas fluyan con rapidez y el léxico sea entendible, siempre conforme el prisma de cada cual. Bueno qué te voy a contar Paloma que tú no sepas y en demasía como me has más que demostrado.

Sólo me queda rendirme a tus palabras y sentirme enormemente gratificada por dedicármelas.

Besos a manos llenas. Qué bonito.
Eso mismo quiero enviarte con todo mi cariño y admiración.

Cris.

Alma Mateos Taborda dijo...

IMPPECABLE TRABAJO! Exquisito lenguaje, bellas imágenes y un contenido maravilloso. Felicitaciones!! Un abrazo.

El Éxodo dijo...

Qué triste y desesperanzador tener que rogar que sólamente nos escuchen. Qué enmudecedor pueder terminar siendo. Qué identificado me he sentido con este texto.

Abrazos mudos.

Cris Gª. Barreto dijo...

Querida Alma:

Qué alegría verte nuevamente en este rinconcito literario.
Tu comentario me honra profundamente, te lo agradezco muy de veras.
Ya sabes que lo que congratula que a quiénes escribimos poder llegar a los demás. Es el mejor regalo para nuestro esfuerzo.

Mil gacias Alma.
Recibe un beso y un fuerte abrazo.

Cris.

Cris Gª. Barreto dijo...

Mi querido "El Exódo":

Cuánta razón llevas, qué difícil es que se nos escuche, sobre todo, con atención.

Mil gracias por tu entrada.
Me ha encantado tu comentario.

Recibe un fuerte abrazo,
Cris.